El alemán reitera sus piropos a Zidane: Le preguntan si

Klopp elogia al Madrid: Funciona como un reloj suizo


El alemán reitera sus piropos a Zidane: "Le preguntan si sigue teniendo hambre... Eso le cabrea. A mí me sucedería lo mismo si me dijesen eso"

Poco faltó para que Steve McManaman y Steve Gerrard participasen en el último entrenamiento de Liverpool en el Olímpico de Kiev. Dos minutos después del inicio de la sesión, las leyendas reds se acercaron a Jürgen Klopp para compartir consejos y confidencias. A ras de césped, bajo el paraguas de su inigualable sonrisa, el entrenador alemán atendía a las dos leyendas, consciente de lo que pesa la tradición en citas de esta envergadura. Sobre todo para una plantilla donde nadie ha jugado anteriormente una final de Champions.

La imagen de Klopp, reuniendo en corro a un grupo plagado de novatos, recordaba a otra que él mismo ya vivió en Wembley. Porque el viernes se cumplían exactamente cinco años de la final perdida con el Dortmund. "Por aquel entonces estaba mucho más tenso", admitió en la sala de prensa. "Mis jugadores sentirán también algunos nervios el sábado. Lo normal. Aunque lo más importante es estar convencidos y tranquilos", añadió.

Ese punto de aplomo que se precisa en citas de semajante envergadura. El que costaba encontrar, por ejemplo, en el rostro de Roberto Firmino durante el entrenamiento. O en las respuestas de Virgil van Dijk en la rueda de prensa. Pese a todo, el esfuerzo de sus jugadores ya satisface por completo a Klopp. "Para llegar hasta aquí han peleado de manera increíble". Y en ese último adjetivo se detuvo con esmero en cada una de las cinco sílabas: "un-be-lie-va-ble".

Para Klopp, el punto "más fuerte" de este Liverpool es el espíritu. "Te lo digo al 100% y sin ninguna duda. "Hemos generado un espíritu especial" para llegar hasta Kiev, donde los hinchas reds` han señalado el final de seis años de sequía. Aunque para ello deban pasar por encima de un equipo que ya no busca un título sino acomodarse en el Olimpo de la Champions.

"He visto muchos vídeos del Madrid y me parece un fútbol fantástico. Cuando tienen que ser organizados, lo son; cuando deben ser caóticos, también. Es un equipo que funciona como un reloj suizo", avanzó el preparador germano, sin escatimar elogios a Zinedine Zidane. De hecho, cuando le preguntaron sobre las presuntas dudas que arroja Zizou a nivel táctico, a Klopp no le quedó más remedio que el sarcasmo.

"Eso mismo piensan muchos de mí. Ahora queda por saber cómo es que dos tipos sin ni la más remota idea de fútbol alcanzan una final de Champions", lanzó entre carcajadas. "Desde sus inicios en Marsella, Zidane fue siempre un luchador. Ahora le preguntan si sigue teniendo hambre. Eso le cabrea. He visto su cara. A mí me sucedería lo mismo si me dijesen eso. Y no vengo de Marsella, sino de un pequeño pueblo de Alemania", concluyó.

Source: elmundo.es